Skyforger - Zobena Dziesma

Enviado por MeFuMo el Sáb, 05/12/2015 - 13:06
2381

1. Sen dzirdēju, nu ieraugu
2. Zobena dziesma
3. Pārkiuns vede vedekļeņu
4. Gatavs biju karavīrs
5. Apkārt kalnu gāju
6. Prūšu meita karā jāja
7. Aiziedams Pērkons grauda
8. Sidrabiņa upe tek
9. Migla, migla, rasa, rasa
10. Zirgi zviedza
11. Kur Tu jāsi bāleliņi?
12. Zviegtin' zviedza kara zirgi
13. O kai saulute tekejo

El cuarto trabajo de los letones Skyforger fue concebido como una curiosidad. La banda siempre había estado interesada en exprimir la rica tradición Folk del país báltico y alicatarlo en un armazón que se construyó sobre un interesante rango del Black Metal al Folk medianamente amable a lo largo de Kauja pie Saules (1998), Latviešu Strēlnieki (2000) y Pērkoņkalve (2003).

Los tres eran trabajos muy cohesionados en torno a una idea central, tres homenajes a la vida campestre y el orgullo nacional alrededor de distintos periodos de la muy epiléptica historia de Letonia. Tiempos medievales, Primera Guerra Mundial y un canto a la mitología báltica ocupaban respectivamente cada uno de los tres trabajos en los cuales se observa una variedad bastante interesante, dentro de estos estilos, claro. Lo que hace a Skyforger destacar en mi opinión sobre la masa ingente de bandas que usan el Folk tradicional de donde sea como un recurso de sus composiciones es su honestidad y el genuino interés por lo que hacen. El carácter tradicional de su país se ve impregnado con generosidad en los riffs de guitarra, las letras, las actitudes e incluso la moda primavera-verano que se gastan los letones en las fotos oficiales.

Skyforger hace uso repetidamente en su discografía de todo lo que puede recuperar de las artes y modos tradicionales, de forma que es poco sorprendente la edición última de un trabajo enteramente Folk como este Zobena Dziesma (algo así como "la canción de la espada"). Publicado con la ayuda de las instituciones culturales letonas, alcanzó un reconocimiento de mediana importancia en el país y tuvo que extender su en principio limitada edición.

Zobena Dziesma es el resultado del proceso de recuperación de la canción tradicional y su interpretación de la forma más apegada posible a la realidad de la época. Por supuesto se abandona toda presencia de Metal en cuanto a sonido pero el componente épico es tan acusado como en un disco de Manowar. Quizá no la mejor comparación, pero se me entiende.

Armados con flautas, arpas, gaitas, cítaras y demás arsenal propio de su zona, Skyforger teje sencillas partes instrumentales que se pueden encontrar en muchas ocasiones tanto en anteriores como en posteriores discos de la banda y las cubre con unos coros espectaculares que dan ganas de unirse y todo y que en muchas ocasiones ejercen todo el protagonismo a capella, en ocasiones agregando voces femeninas en un interesante contraste. La falta de una variedad real en la música tradicional báltica, ya que uno tampoco puede estar cantando sobre caballos, nieblas y espadones trescientos años sin repetirse, es suplida con una pasión y una delicadeza en el tratamiento de las melodías que consiguen transmitir el espíritu y la intención de cada uno de los temas.

Temas cíclicos con cierto aire hipnótico en ocasiones que van de la arenga previa a la batalla a la adoración de las armas o amargos cantos de pérdida o añoranza por los héroes caídos. Es difícil destacar momentos concretos, pero una buena muestra consecutiva de esa alternancia son los ritmos más "guerreros", por llamarlos de alguna forma, de "Zobena dziesma" en comparación con la gravedad de "Pārkiuns vede vedekļeņu" o la esperanza marcial que parece surgir de "Gatavs biju karavīrs". Cada tema parece contener la intención de transmitir un sentimiento, confiriendo un enfoque diferente a melodías y cánticos que también son usados en otros momentos de la obra del grupo.

El cuarto trabajo de Skyforger es un disco agradable de oír, casi cayendo en la calificación de "disco siesta", lleno de matices y pequeños momentos cotidianos y que intenta transmitir una serie de sensaciones de un modo extrañamente parecido a los momentos más Folk de bandas muy diferentes como Ulver o Drudkh. Lo más importante a mi juicio es que lo consigue admirablemente y compone una colección de cánticos tradicionales brillante que se erige como una especie de descanso del guerrero. Cuatro cuernos para este más que interesante experimento.

Edgars "Zirgs": Voz, cítara, arpa de boca
Pēteris "Peter" Voz, kokle, gaitas
Edgars "Mazais": Percusión
Rihards Skudrītis: Voz, kokle, cítara, guitarra

Sello
Independiente