Rata Blanca - Magos, espadas y rosas

Enviado por Alexrock el Mar, 02/12/2014 - 14:04
1574

1. La Leyenda Del Hada y El Mago
2. Mujer Amante
3. El Beso De La Bruja
4. Haz Tu Jugada
5. El Camino Del Sol
6. Días Duros
7. Por Qué Es Tan Difícil Amar
8. Preludio Obsesivo
9. Otoño Medieval

"Cuenta la historia de un mago
que un día en su bosque encantado lloró.
porque a pesar de su magia
no había podido encontrar el amor.
La luna, su única amiga
le daba fuerzas para soportar
todo el dolor que sentía
por culpa de su tan larga soledad".

Así como el célebre inicio de D. Quijote de la Mancha es de todo el mundo conocido, sin excepción, por ser pilar de la literatura moderna, el inicio de "La leyenda del mago y el hada" forma parte de la historia del heavy metal de habla castellana, por ser, desde luego, una de las canciones más importantes del metal argentino, y evidentemente del metal cantado, precisamente, en la lengua de Cervantes. Pero no solo ese tema, todo el disco es absolutamente maravilloso.

Y es que el trabajo que hoy tenemos entre manos es pieza maestra que no debería faltar en ninguna discoteca de ningún amante del rock, por su calidad y por su importancia para el futuro devenir de unos músicos que supieron crear una obra magnífica que perdurará en la memoria de millones de seguidores del metal.

Durante los años 70 en Argentina tan solo Pappo´s Blues practicaban cierto rock con reminiscencias blues, siendo que con la estancia de su líder, Pappo, en tierras británicas, y a la vuelta a su país se trajo desde la isla todas las influencias que en él habían calado, como no, de la NWOBHM, fundando por ello la que posiblemente fuere la primera banda de heavy metal argentino, Riff. A Riff les siguieron algunas bandas que encontraron en aquel sonido su seña de identidad, grupos como Plus, Apocalipsis y V8. Y aquí, en V8 encontramos las primeras noticias de un joven guitarrista, Walter Giardino que, en unión del batería de la banda, Gustavo Rowek fundaron Rata Blanca en 1986.

A la banda se unió Guillermo Sánchez al bajo, Sergio Berdichevsky a la guitarra y el ex-Plus, Saúl Blanch al micro, formación esta que tras diversos avatares acabó grabando el que sería su primer larga duración, "Rata Blanca", que vio la luz en 1988, con una respuesta de público más que aceptable, y más teniendo en cuenta la crisis social y política que se vivía en el país a finales de la década de los ochenta. Aquel disco suponía una primera incursión en un tipo de metal diferente al que por aquel entonces se hacía en Argentina, con toques neoclásicos, mucha destreza y técnica instrumental.

A la salida del disco debut se unió otro hecho fundamental en la historia de la banda. La llegada de Hugo Bistolfi, teclista que, además de dotar de mayor épica a los siguintes temas que compondría el combo, y ante la inminente salida de Saúl Blanch, les presentó a Adrián Barilari, conformando así una formación mítica, y la gran hacedora de "Magos, espadas y rosas", en el que se incluían algunos de los éxitos más grandes del metal argentino, del metal en habla hispana.

Porque claro, que un disco de tan solo nueve temas, se destape de primeras con "La leyenda del mago y el hada" ya da muestras que estamos ante algo tremendamente fastuoso. Emblema de la banda, nos cuenta una historia ¿entrañable?, ¿terrorífica?, en cualquier caso, mítica; un tema en el que Barilari demuestra lo excelente cantante que es y en el que Giardino va conduciendo con sus seis cuerdas a todo el combo para crear un tema épico, bañado por toques "power", realmente alucinante.

No le anda a la zaga en cuanto a éxito, reconocimiento, belleza y emoción, "Mujer amante", joder, dos temas, dos mitos, imposible comenzar mejor. Temazo, "power ballad" que se va transformando en medio tiempo, sentimiento medido, melodías del teclado de Bistolfi que se ven abrazadas por los suaves acordes de Giardino hasta desembocar en un rutilante solo que quedará por siempre en nuestras memorias. Para la anécdota queda una primera edición del video promocional en el que Barilari se acostaba con Amalia Pinetta, actriz argentina, que fue censurado, grabando otro en el que simplemente sale la banda actuando.

"El beso de la bruja", heavy metal puro y duro, con reminiscencias "speed", con una base rítmica impresionante, un tema que te va empujando, con una fuerza descomunal y con Barilari llegando alto, muy alto. Todo un ejercicio de fiereza que nos traslada a "Haz tu jugada" que si bien sigue la misma línea de fuerza que su antecesora, aquí es Bistolfi el que le da unos toques más progresivos que se van convirtiendo en neoclasicismo de la mano de un Giardino desatado, demostrando ser uno de los grandes guitarristas de todos los tiempos.

En "El camino del sol" volvemos a encontrar evocaciones progresivas, reminiscencias "zeppelianas", partes de teclados bastante ostentosas donde, debido a su mayor minutaje, casi diez minutos, cabe el lucimiento de todos los miembros de la banda. Por su parte, "Días duros", más hard rock, es una medio tiempo un tanto más pesado, oscuro, en el que los desarrollos de las guitarras son más trascendentes, con mayor profundidad.

Seguidamente nos encontramos con otra de esas maravillas en las que Giardino se presenta como un guitarrista excelso, "Por qué es tan difícil amar", con la Stratocaster del guitarrista en primer plano continuo elaborando unas melodías bellísimas, mágicas. Impresionante. Como impresionante es "Preludio obsesivo", en la que todas las influencias de la música clásica de las que también bebe el genial músico se dan cita para ofrecernos un nuevo tema de metal neoclásico enorme. Para finalizar, "Otoño medieval" nuevo tema instrumental, esta vez con guitarras acústicas que pone el broche de oro a un disco fascinante.

En efecto, este disco es fascinante, espectacular, brillante... pero no solo eso, su importancia en el metal argentino fue clave, popularizó un estilo que estaba en horas bajas y supuso el nacimiento de toda una serie de bandas, que con menor o mayor fortuna, quisieron seguir sus pasos, bien fundando bandas nuevas como Tren Loco o Jason, o bien surgiendo de otras desaparecidas como Malón y Almafuerte (escisiones de Hermética) u Horcas (con miembros de V8).

Mítico "Magos, espadas y rosas"

Adrián Barilari: voz
Walter Giardino: guitarra
Sergio Berdichevsky: guitarra
Guillermo Sánchez: bajo
Gustavo Rowek: batería
Hugo Bistolfi: teclado

Sello
Polydor records