Paysage d'Hiver & Lunar Aurora - Paysage d'Hiver / Lunar Aurora

Enviado por IchiTheKiller el Lun, 22/06/2020 - 19:02
4487

1. Paysage D'Hiver - Schwarzä Feus & Schwarzäs Isä

2. Lunar Aurora - A Haudiga Fluag

Sobre el suizo Wintherr y su proyecto personal Paysage d'Hiver ya tocó hablar en su momento. Su “primer” disco oficial Im Wald, lanzando en el presente año, es la culminación por todo lo alto de una prolífica carrera que comenzó en 1998; 10 Demos que a pesar de su denominación son discos completos en toda la regla, con un sonido y estética completamente propios dentro de la base más pura del Black Metal. Fácil decirlo pero son contadas las bandas que han logrado tal hazaña, ya estando escrito y sellado con cadenas y sangre el manual de cómo hacer el mejor estilo trve.

Wintherr también tiene en su repertorio varios juntes o Splits bien interesantes; con los alemanes de Secrets of the Moon en 1999; también junto a los ucranianos de Drudkh hace no mucho en 2017. Pero la entrada de hoy queda dedicada a una grabación con otros teutones ya extintos, que a pesar de sus 18 años en activo y 9 discos de estudio siempre se han mantenido en la sombra.

Se hicieron llamar Lunar Aurora, los nacidos en Bavaria, Alemania en el año 1995; no tardaron mucho en debutar al año siguiente con su primer disco, convirtiéndose en uno de esos primeros pilares ocultos de la escena alemana. Su primera etapa la compartieron con sus paisanos de Nagelfar, no solo coincidiendo en fechas sino también en estilo; un Black con enfoque pagano y natural, incorporando sutiles influencias sinfónicas ala Emperor. Los de Bavaria no lo hacían nada mal en ese entonces, pero Nagelfar simplemente estaban más aventajados. Llego el nuevo milenio y Lunar Aurora comenzó a adaptarse poco a poco a las corrientes más modernas que surgían; coqueteando de aquí para allá con sonidos más pesados y densos, hasta con los fríos pasajes ambientales que desarrollaban con sus sintetizadores. Ese constante vaivén que tuvieron buscando su estilo propio desde el 2000 hasta su definitiva disolución en 2012, es quizá la causa por la que siempre fueron relegados a un rol secundario. Un vaivén que nos dejó un par de discazos, que si en algún momento les hago un repaso y refresco las sensaciones no dudaría en traer al portal.

Lo que si nunca me hace falta repasar es lo que aportaron estos señores en 2004, en su junte con Paysage D'Hiver. ¡Madre mía! Por lógica se diría que la estrella aquí será el suizo, pero nada más lejos de la realidad; los alemanes probablemente tuvieron un viaje espectral, o una experiencia con algún hongo místico que les otorgo un ¡Power up! al grabar su aportación.

El Split abre con el lado de Paysage D'Hiver, desatando su característica tormenta gélida dividida en 2 tracks. Una pequeña sección de ambiente, con cierto mal rollo, es la antesala de Schwarzä Feus, que no tarda mucho en golpear con su bestial pared de sonido que crean las guitarras y la percusión en baja fidelidad. Pared aguda y áspera revienta tímpanos al más puro estilo del ruido-estática de tv; pero ojo aquí hay riffs, unos buenos cascos y nada de altavoces baratos, para disfrutar del trance más minimalista y primitivo. La tormenta detiene un poco sus acordes prosiguiendo con Schwarzäs Isä, pero no por mucho antes de volver a girar a toda máquina. Aires sutiles de sintetizador mientras el paisaje se apacigua más y más hacia el desenlace del tema. Sólida aportación de Wintherr, aunque bastante lejos de su mejor forma.

Llegando a lo gordo, no se les ocurra quitarse los cascos para el lado de Lunar Aurora. En ese año los alemanes estaban experimentando con el estilo de producción lofi y ese característico sonido cucarachil, similar al de Paysage d'Hiver; el resultado es una mezcla hechizante entre la tormenta gélida e inclemente de los suizos con un tono mucho más nostálgico y melancólico. El Black de corte más expansivo y atmosférico necesita tiempo para desarrollarse, me suele pasar que estas aportaciones efímeras en forma de EP’s, Demos cortos y Splits no terminan de dejarme satisfecho; A Haudiga Fluag en sus 21 minutos logra evitar eso y más, llegando a tocarme la fibra más sensible con sus múltiples matices y desborde de emociones. Comenzando con una formula probada y clásica en cualquier subgénero metálico; agresión desbordada fundiéndose con las melodías acústicas al unisono, algo simple que cuando se hace bien resulta en algo sublime y de lo más evocador. Ambiente caótico y místico que se mantiene siempre interesante con un poderoso songwriting, intercalando secciones letárgicas que no interfieren con el trance hipnótico ; construyendo sabiamente para ese emotivo y vibrante desenlace. Un himno poco conocido del género el que nos dejaron estos teutones, que a pesar de sus múltiples esfuerzos nunca volvieron a sonar así de inspirados.

Lado A: Paysage d'Hiver: Tres Cuernos Altos

Lado B: Lunar Aurora: Cinco Cuernos

Paysage d'Hiver:
Tobias Möckl “Wintherr” - Todo

Lunar Aurora:
Andreas Bauer “Whyrhd”: Guitarras
Benjamin König “Aran”: Guitarras, Vocales
Constantin König “SIndar”: Teclados, Bajo
Profanatitas: Percusion

Sello
Eternity Records