Metallica - Master of puppets

Enviado por Onán el Dom, 04/03/2007 - 15:32
9

1. Battery
2. Master of puppets
3. The thing that should not be
4. (Welcome home) Sanitarium
5. Disposable heroes
6. Leper messiah
7. Orion
8. Damage, inc.

Qué decir de la obsesión sin límites que siempre me ha causado este disco, si tengo todavía el riff de Battery como soniquete oficial de mi móvil. Alcanzado el punto en que lo he escuchado demasiadas veces y ya no me hace efecto alguno, ahora puedo afirmar que igual no era para tanto, el puto disco.

No lo era en tanto música pura, no era ningún prodigio de inspiración ni nada parecido (salvo unos cuantos riffs espectaculares), aunque hay que reconocerle una intención, una furia, una técnica y una innovación del estilo tal que arrastró consigo a muchos como lo haría un imparable río de lava.

Un artista que pretenda tan siquiera subirse a un escenario necesita un ego especial, un ego por encima de lo que se suele considerar razonable o tolerable. Los cuatro veinteañeros que nos miran desde la contraportada de Master of puppets (excepto Kirk Hammet, quizá el tipo más maduro y por tanto más prescindible para el éxito mundial de Metallica), parecen un monumento a la expresión “Porque yo lo valgo”. Acicateados por este engreimiento, los Metallica de esta época llenaron estadios con su música fálica, forzuda, que si bien en disco llegaba a sonar fluida (aunque un tanto por los pelos), en directo era un triste desastre.

Ahora bien, esta época del grupo nos ha dejado el recuerdo de un Hetfield enorme, de incisiva mirada e insuperable mano derecha, ávido de tocar siempre un poco más deprisa aún, de bebérselo todo y de follarse hasta al hamster; un icono de la juventud orgullosa y a la vez furiosa con todo, crispada a más no poder. Los insuperables riffs de este disco llevan implícita toda esta sopa de emociones extremas, y suponen tal grito de socorro que son capaces, ellos solitos, de despertar los demonios íntimos del oyente. La guitarra del estribillo de Sanitarium, la "gymkana" de riffs de Disposable heroes o la parte central de Damage Inc. son guitarrazos primitivos, originarios, de los que influyen en generaciones de guitarristas.

Todavía llevarían más lejos la fórmula en And justice for all... Pero ya había muerto Cliff Burton, y después se les fue pasando el exceso de testosterona, llegó Bob Rock, la MTV... se pusieron a intentar hacer música más relajada y resultó que, pasada la tormenta, allí sólo había tres músicos bastante mediocres, en el sentido esencial de la palabra “músico”. El disco negro, los Load, etc, no me disgustan porque se cortaran el pelo o tocaran más despacio. Me disgustan porque son una jodida castaña.

James Hetfield: Voz y Guitarra rítmica
Lars Ulrich: Batería
Cliff Burton: Bajo
Kirk Hammet: Guitarra solista