Mörk Gryning - Hinsides Vrede

Enviado por Mendoza M. el Dom, 20/12/2020 - 13:51
2292

1. The Depths of Chinnereth
2. Fältherren
3. Existence in a Dream
4. Infernal
5. A Glimpse of the Sky
6. Hinsides
7. The Night
8. Sleeping in the Embers
9. For Those Departed
10. Without Crown
11. Black Spirit
12. On the Elysian Fields

Álbum completo

El presente año ha sido provechoso en términos musicales. Muchas agrupaciones han dicho presente con trabajos maravillosos y de vanguardia, mientras que otras regresan de las sombras con el fin de recuperar, no sin algo de revanchismo, la gloria perdida. Un claro ejemplo de lo segundo lo encontraremos en este álbum de los veteranísimos Mörk Gryning, llamado "Hinsides Vrede", el cual viene a representar su retorno a la palestra después de quince años desde su último trabajo y a cuatro desde su reformación.

Ya en la recta final del año, los suecos dejan caer una placa que tomará de referencia su sonido primigenio y lo reconducirá, revelando a un grupo que se demuestra cómodo y confiado en la ejecución de su Black Metal con gusto inherente para la melodía. Apenas totalizando media hora, este puñado de canciones nos otorgan un viaje sin frenos a un mundo gélido y despoblado, que rezuma muerte. Todo esto se logra gracias a un acople de instrumentos fantástico, sazonado por detalles que sugieren la importancia de la elegancia y la técnica por encima de la brutalidad.

El foco de atención se va a centrar en las guitarras de Goth Gorgon y Avatar, las cuales reinterpretan toda una procesión de riffs a la vieja escuela, con perjudiciales cambios de ritmo y una señalada finura que marca su presencia con mucha autoridad. De entrada, "Fältherren" nos deja claro que este acople de melodías será perpetuo, permitiendo así una especie de dialogo directo con el oyente. Todo yace recubierto por una producción nítida y moderna, la cual colabora lo suyo para transmitirnos ese mensaje de ferviente cólera satánica que el grupo alza como bandera.

Notamos también una química perfecta con los teclados, aunque esto ya no es ninguna novedad. Su participación será usual y dota a las canciones de una variabilidad instrumental muy apreciable. Con un ágil manejo de teclas y la yuxtaposición habitual de guitarras acústicas, el combo sueco entrelaza momentos de una expresividad aplastante. Se manifesta una maestría absoluta en el control de las armonías, de las cadencias y de todo lo que se nos pueda venir a la mente. En sí, la capacidad inventiva de "Hinsides Vrede" es brusca, pero colmada de dramatismo y vértigo. Nunca cayendo en compases letárgicos. Y pese a que hay temas que conceden cierto espacio para el respiro, el álbum se desliza feroz por un tobogán de desenfreno, solamente interrumpido por esos dos preciosos interludios instrumentales a tecla desnuda que actuarán como simple transiciones al más allá.

Por su parte, el trabajo en batería de Draakh Kimera y de C.G. Bäckström (en “Fältherren” y “Black Spirit”) es feroz, sin escatimar en términos de opulencia compositiva. Su brutalidad contrasta en gran medida con la serenidad de los pasajes instrumentales, denotando un marcado contraste del cual se benefician mucho los temas. Por ejemplo, la preciosidad que podemos hallar en "Infernal" es una muestra de cómo se puede sojuzgar un poco el salvajismo exaltado de percusión en pro de unas atmósferas estilizadas y prestas para el deleite más que para otra cosa.

Y así, bajo todo este revoltijo de sonidos e instrumentos, Mörk Gryning despliega su potencial y consiguen sonar fríos como un témpano y macizos como un batallón de demonios. Exactamente como lo vemos en su portada, la cual hace clara alusión a su debut y obra clásica de referencia "Tusen år har gått...". Es impresionante cómo los suecos nos representan tantos matices, acelerando y desacelerando a placer, como si no costase nada. Así se diagrama un trabajo que permite su disfrute del tirón. Tan fácil como tragar una pastilla, y tan letal como si esta fuese de cianuro. A su vez, la voz del señor Kimera se despacha una actuación despampanante, introduciendo su aguardentoso berrido que, en conjunto con las colaboraciones de Aeon y Goth, será nuestra guía por estos páramos olvidados por Dios.

Quizás lo único que se le podría reprochar a este trabajo, y que es una constante en estos casos, es que este tipo de bandas suelen perder para siempre ese halo de oscuridad luciferina después tantos años de hibernación. Son muy pocos los casos, por no decir ninguno, en los que esa energía demoniaca -mezclada con cierto hedor adolescente-, logra ser fielmente reinterpretada. Esto no tiene por qué ser necesariamente algo malo. Sólo es distinto. Y lo que este "Hinsides Vrede" representa y simboliza no es más que un regreso acertado, ameno y laborioso. Un disco que puede ser la puerta de entrada para toda una nueva generación al mundo de Mörk Gryning. Todo impulsado por el -casi- siempre buen ojo de Season of Mist. Cuatro cuernos.

Draakh Kimera: Voz, guitarra, batería, teclados
Goth Gorgon: Bajo, guitarra, teclados, voz de acompañamiento, voz líder (11)
Avathar: Guitarra

Músicos adicionales:
CG: Batería (1, 11)
Aeon: Voz de acompañamiento, piano (9, 12)

Sello
Season of Mist