Kreator - Terror Prevails - Live At Rock Hard Festival

Enviado por Hawkmoon el Vie, 11/11/2011 - 19:46
126

1. Intro - Choir of the Damned
2. The Pestilence
3. Hordes of Chaos
4. Phobia
5. Enemy of God
6. Impossible Brutality
7. Endless Pain
8. Pleasure to Kill
9. Terrible Certainty

La entrega de Diciembre del 2010 trajo un extra de putísima madre para los lectores de la mítica revista Rock Hard (alemana). Un directo de los mismísimos Kreator. Bueno, para ser exactos, para no faltar a la verdad, hay que decir que los cabrones editaron medio directo, medio "valhalla sónico". La siguiente parte del show, aún no aparecida casi un año después, sigue siendo esperada por los fans de los alemanes. Pero, bueno, menos da una piedra. Medio show de Kreator es mejor que cinco recitales enteros de las primeras cinco bandas que hayas pensado. Así de claro te lo suelto, hermano.

Kreator es ley en el reino del Thrash Metal. Pura y dura ley. Empezaron como alumnos aventajados de Slayer y les han acabado superando en la carrera por el cetro. A día de hoy, Slayer viven de rentas y de parir discos que, hace veinte años, habrían grabado en media hora, quizás menos. Kreator, por su parte, han tirado de revival, de mirar al pasado, de querer contentar a los fans de los primeros tiempos, los extremillos, los de bamba blanca con lengueta hasta los cojones. Unos han perdido su magia y otros, tristemente, cansados de avanzar, de indagar musicalmente y no parar de llevarse palos (tanto de prensa como del fandom), tiran por el camino fácil y se fijan en como sonaba "Coma of Souls" para llevarlo un pasito más adelante (sí, como Ricky Martin, pero con gracia). Pero un pasito mú pequeño, no creas. No se la juega Mille. Ya no. De ser un rey del Thrash, un maestro de la guerra decibélica, pasó a ponerse rimmel y a cantar con el moñas del cantante de Lacrimosa (por cierto, un buen tema. Todo hay que decirlo). Y eso no moló. No cuajó.

Los fans de Kreator queremos ver a Mille desgañitándose, dejándose la piel, gritando, atronando su Jackson. Y como el tio es listo, zas, pensó que lo mejor seria dejarse de historias y seguir viajando musicalmente en el interior de su garage. Con Kreator, para bien de la horda thrasher, las cosas ya están claras. Vuelve la agresión. Se acabó el "viajar". Thrash sobre seguro. Bien planteado, con el sello de siempre, el molón, el que parte cuellos y derrite ojos.

"Violent Revolution", "Enemy of God" y "Hordes of Chaos", títulos que han posicionado a Kreator, de nuevo, como una de las mayores fuerzas del imperio Thrash actual (en dura pugna con Overkill, Sodom, Testament y Exodus), han sido "discos-mensaje". Trabajos que han dejado claro, y para siempre, el hecho de que Kreator vuelven a ser perros de la guerra, mercenarios del riff. Ya no se pintarán más. Ya no harán clips con smoking. Kreator vuelven a sonar cabreados. ¿Y qué mejor manera que celebrarlo con un directazo?

Grabado en el festival Rock Hard 2010, en Gelsenkirchen (Alemania), festival que, por cierto, la banda lideró, y en el que actuaron nombres como Accept, Nevermore, Virgin Steele o Evile, "Terror Prevails - Live At Rock Hard Festival" (que así es como se llama el invento), se establece como una novedad, algo almenos que llevarnos a la boca trás la edición del cañero "Hordes of Chaos". Es que Kreator nos han malacostumbrado. Después del genial "Violent Revolution", nos cayó el directo (tanto en CD como en DVD) "Live Kreation". Y justo después del "Enemy of God", los tios nos regalaron el "At The Pulse of Kapitulation" (que era la reedición de su mítico show del 89, trás la caida del muro de Berlín). Ahora, trás darnos un buen meneo con el "Hordes...", nos dejaron sin nada, esperando nuevo disco en estudio. Pues, joder, viene bien un soplo de aire fresco para la espera. Aunque sea con aliento de dragón.

Bien por la Rock Hard. No dejando al pobre fan de Kreator sin su dosis de energia. Venga, que ya acaban Accept (por cierto, pedazo de nuevo fichaje en el voz. Joeeeer). Corre a por primera fila. Y sangra por un puesto para mí. Tengo que ver más que tú, joder. Pues tengo que redactar lo que viva. Tú, ponte detrás mio. Pero sin toqueteos o te parto la cara. Y ojo con frotarte.

Los coros de los locos fans alemanes ya empiezan a calentar el ambiente cuando, de repente, de la nada, surge la maravillosamente oscura armonía de una intro ("Choir of the Damned") que no nos depara otra cosa que "The Pestilence". Antesala molona a toda la munición que se nos viene encima. Joder, qué digo munición...un puto tanque, soldados muertos, metralletas, torres de mando...de todo nos cae encima. Kreator van a por todas. Si tienen que superar a nombres como Nevermore o Accept, se lo van a tener que currar. Pero, bueno, los que hemos visto a la banda en vivo sabemos que no fallan sobre el stage. Jamás. Un mal show de Kreator es uno memorable en una banda al uso.

Kreator son puro fuego en un show. Y a todos los niveles. Conectando con el público, haciendo más poderoso su sonido respecto a los discos de estudio (que ya tiene su qué), sabiendo qué tocar, y como hacerlo. Sin tara. Técnica y arrojo. Cojones, en una palabra. Lo que nunca, o casi nunca, faltó en el reino de Petrozza. Sonidazo pulcro y cuidado. Demasiado, quizás. Kreator, almenos eso creo, quedan mejor con un poquito de "grumo", de arenilla. Por lo demás, inicio de disco potentorro.

El melódico-enérgico comienzo de "Hordes of Chaos" ya deja claro que Kreator no tienen miedo de mostrar su nuevo material. Por eso están aquí. Para plantarse cara a ellos mismos, a su glorioso pasado. Más guitarras torturadas, más alaridos bañados en napalm, más solazos de impacto, más demostraciones del gran talante de Ventor (uno de los mejores baterías del Thrash añejo). Un acierto total. Material con el que, incluso, se podría haber abierto el show. Fiereza total. Mille Petrozza parece un puto diablo, loco de atar, desquiciado. Ideal para estampar la voz de esa criatura desbocada que siempre será Kreator. Las guitarras no crujen tanto, pero la intensidad que el disco sabe transmitir es encomiable. Sientes como Mille, te cansas como Mille, sudas como él. El disco parece vivir justo delante del micro. Elige tu propia aventura. Elige ser Mille Petrozza. Aunque sea solamente por nueve tracks.

"Phobia" (riffera a rabiar, crudota, muy de directo, con un público participativo. No asesina, pero sí asesta un buen tajo), "Enemy of God" (menos certera que en disco), "Impossible Brutality" (idéntico problema que con su antecesora) y "Endless Pain" (enorme, todo un recuerdo al origen de la leyenda, pero deslucido por el nítido sonido, por lo brillante del asunto. El tema requiere de una tralla extra, de una atmósfera más oscura, más como la que se vivía en "Live Kreation" o en el "Out in the Dark...Into the Light") se encargan de que el regalico de los de la Rock Hard entre bastante bien, con soltura, como con vaselina. Kreator siempre han sido cañeros a rabiar, dueños de un "sonido sierra", algo cortante a rabiar, que, ahora, en el disco de marras, no se aprecia en todo su esplendor.

La banda toca de alucine, el ambiente resulta adecuado, huele a sudor, pero no hay el calor, el sonidazo de trueno, la pura violencia que sí ha sabido la banda vender, y mucho mejor, en otras ocasiones. Sonido de cojones. Sí. Pero no es cojonudo. Es un directo innecesario realmente. Vende bien a la banda. Pero no los muestra como lo que realmente son: las bestias pardas del Thrash. Volumen atronador, cabezas separadas de sus cuerpos. Falta sangre. Parece un concierto hecho de dia. Pero conciertazo. Que quede claro. Y con "K", de Kreator.

"Terrible Certainty" y "Pleasure to Kill", que cierran el disco, pero que, en realidad, no era más que el cierre a la primera hora de show para los que vivieron el concierto en vivo (jodienda total para el oyente, menudo corte de rollo), son los que recuperan el espíritu mega-salvaje, el calor de los viejos tiempos. O eso se supone. Pero no ocurre así. Y pese a seguir sonando inmensos, Kreator no están luciendo como son realmente. La producción, de buena, de cuidadota, ha sido letal para la onda descarnada del grupo. Ha matado su esencia. Que no su potencia. Para nada. Eso ha quedado intacto.

Así de grandes son Kreator, leñes. Que sale un directo no muy afortunado, no muy ideal para empezar a conocerlos, pero en el que demuestran que saben sonar cañeretes. Directo cumplidorcete. Poco más. Mejor darle a sus directos anteriores. Y oficiales. Dónde sí sereis, mortales, testigos del auténtico poder de Kreator. Amos, actuales, del Thrash Metal. Con el permiso de Testament y Overkill, claro.

3 cuernos (medios) para el directito potable. Esperando la continuación. Aunque no en exceso. Mejor otro buen disco de estudio y, ahora sí, un señor directazo. Y lo pago. Tranquis.

Menos mal que no cobraron por el directo a sus fans y el invento fue gratis. Regalico majo pa las navidades. Para tu primo de trece. Antes de que se convierta en un emo capullo.

Mille Petrozza: Voz y guitarra
Sami Yli-Sirniö: Guitarra
Christian Giesler: Bajo
Jurgen "Ventor" Reil: Batería

Sello
Nuclear Blast / Rock Hard