Faith No More - The Real Thing

Enviado por Frankdelperu el Lun, 19/07/2010 - 02:11
1219

1. From Out Of Nowhere (Música: Gould/Bottum)
2. Epic (Gould/Martin/Bottum/Bordin)
3. Falling To Pieces (Gould/Bottum/Bordin)
4. Surprise! You're Dead! (Martin)
5. Zombie Eaters (Martin/Gould/Bordin/Bottum)
6. The Real Thing (Gould/Bottum)
7. Underwater Love (Gould/Bottum)
8. The Morning After (Gould/Bottum/Martin)
9. Woodpecker From Mars (Martin/Bordin)
10. War Pigs (Black Sabbath)
11. Edge Of The World (Gould/Bottum/Bordin)

The Real Thing es uno de los álbumes más impactantes e innovadores de rock pesado que se editaron en 1989, junto al Bleach de Nirvana.

Antes de este larga duración, Faith No More era un banda desconocida internacionalmente. Con dos trabajos a cuestas (We Care a Lot de 1985 e Introduce Yourself de 1987), el grupo pasaba desapercibido y encima su discreto vocalista Chuck Mosely tenía problemas con el alcohol, razón por la cual fue echado.

Es así que se le apareció la virgen a Faith No More: El buen guitarrista Jim Martin recomendó la inclusión del cantante de una banda de rock de fusión denominada Mr. Bungle, se trataba ni más ni menos que de Mike Patton.

La historia oficial de la banda narra que el joven Patton llenó los ojos de su nueva banda al componer casi toda la letra del nuevo disco en apenas un par de semanas.

Lo que sigue ya es más conocido, Faith No More conquistó al público con el hit Epic, que fue ampliamente difundido en la cadena MTV. Entonces la banda pasó a tener fama y a tocar en grandes escenarios, abriendo para Metallica y Guns N' Roses en apoteósicas giras, demostración palpable de su nuevo estatus.

El disco se inicia con From Out Of Nowhere, con estrofa pegajosa y riff donde el protagonismo corresponde a los teclados de Roddy Bottum. Pero lo más descollante del tema, y prácticamente todo el disco, es la magnífica interpretación vocal de Mike Patton, quien no rehuye las notas altas, todo lo contrario. La guitarra de Jim Martin es un complemento del riff, característica que se confirma con la ausencia de solo de guitarra. Excelente inicio.

Epic es el segundo corte y sin dudas es el más famoso de Faith No More en toda su carrera. Aquí el sonido de la guitarra de Martin sí está más presente desde el inicio -junto a los teclados- sobretodo en el pequeño punteo-solo desde los 2:02. La estrofa es en parte cantada en ritmo hip hop, al que sigue el heavy riff de Martin. El cierre es con unas hermosas notas en piano que en el vídeo coinciden con los estertores finales de un pez fuera del agua (desató un pequeño escándalo, cortesía de las asociaciones defensoras de los derechos animales). Grandiosa.

Falling To Pieces es la tercera canción y al igual que las anteriores, cuenta con vídeo clip. El ritmo se podría decir que es más comercial, en su estructura sobresale el bajo de Billy Gould. Patton nuevamente se roba el show junto a los teclados. Buen tema.

Surprise! You're Dead! es una demostración de lo heavy que puede tocar Jim Martin, en efecto, el rápido riff es contundente desde el inicio. Patton lleva el ritmo y canta con una fuerza acorde al riff, sus gritos al final de algunas estrofas recuerdan al Cobain desencadenado del disco Bleach. Extraordinario.

Zombie Eaters tiene un suave y casi angelical inicio, Patton susurra las primeras frases acompañado de unos acordes en guitarra acústica y sintetizadores que asemejan una melodía estelar. Pero a los 2:00 se desata la guitarra descarnada de Martin, como no podía ser de otro modo, Patton eleva la entonación y nos regala de lo mejor que puede dar. Los instrumentos de aquí en adelante suenan a marcha marcial, destacando el gran trabajo de Mike Bordin en la batería. Por si fuera poco, desde los 4:52 hay un potente nuevo cambio de ritmo, hasta los 5:28 en que se retorna a la suave melodía inicial. Sin palabras... extraordinario.

Una de mis favoritas es The Real Thing, se inicia con una suave percusión que es acompañada por potentes guitarreos de Martin a modo de intro matizados por coros a cargo de Patton. Desde los 1:18 el ritmo adquiere más rapidez y viene una nueva demostración de grandeza, Patton se enfrasca en otra muy potente performance, llegando a tonos altos y apelando a los registros variados de su voz, con un fondo de lujo: Sintetizador, guitarra, bajo y batería de primer nivel. Lo mejor del disco en mi opinión, pues combina la potencia de la banda con momentos más calmados. Puntaje máximo.

Underwater Love es una correcta y más calmada composición, mezcla de jazz, funk y hard rock. Destaca la melodía vocal, buen tema que acredita la versatilidad del grupo.

Los extraños ritmos cuasi espaciales regresan con The Morning After, con presencia principal de los sintetizadores y guitarra eléctrica. Los coros son potentes y se matizan con intervalos de teclados, para luego dar paso a los guitarreos potentes de Martin, interesante combinación de ritmos.

Una melodía en sintetizador que recuerda al soundtrack de añejas películas sobre invasiones marcianas, es el inicio de Woodpecker From Mars, composición instrumental del disco. La guitarra de Martin se incorpora y le da al tema un rostro bastante heavy. Está plagada de cambios de ritmo, incesante despliegue de Bordin, magnífico bajo, es decir, maestría en la ejecución instrumental. Impactante.

El disco cierra con la gran versión que hizo la banda del clásico War Pigs de Black Sabbath (que significó la contratación de Bordin en la banda de Ozzy Osbourne) y Edge Of The World, tema más suave que incluye piano y un ritmo cercano al jazz y blues.

En resumen, The Real Thing es un disco fundamental que significó la cúspide creativa de Faith No More, sin desmerecer buenos trabajos posteriores del grupo. No en vano vendió millones de copias, enhorabuena que así haya sido, el talento de esta formación se lo merecía!

Mike Patton: Voz
Jim Martin: Guitarra
Mike Bordin: Batería (en créditos del disco precisa que toca "Zildjian Cimbales")
Roddy Bottum: Teclados
Billy Gould: Bajo

Sello
Slash / Reprise