Dark Forest - Aurora Borealis

Enviado por M.G.Steinbrüggen el Jue, 02/04/2015 - 19:52
3593

1. Aurora Borealis
2. Wind and Waves
3. Thurisaz
4. Under the Northern Fullmoon
5. Eternal Forest
6. Northstar
7. Journey to Ever-Eternal Skies
8. Two Ravens Soaring

Voy a reflexionar un poco con ustedes. Pensad bien vuestra respuesta, pues no es nada sencilla, y yo mismo no soy capaz de darla con rigor. Al hablar sobre música muchas veces nos hemos acalorado por aquí, hemos vibrado y hemos defendido a capa y espada las melodías de nuestras bandas favoritas, y lo paradójico es que lo hayamos hecho sin saber responder de una forma convincente la siguiente pregunta: ¿Qué hace que la música sea buena? No hay respuesta paradigmática al respecto, pues lo que nos caracteriza aquí es que no nos pondremos de acuerdo ni en el color de la mierda. Y ojo, que estoy seguro que tener una respuesta clara para eso sería perjudicial para nosotros, que si hallásemos la fórmula inequívoca dejaría de tener la esencia más mágica de todas las artes y perdería tanto ella como nosotros. Pero eso no impide que ninguno de nosotros debamos formularnos esa pregunta una y otra vez.

Rápidamente salen como argumentos la técnica y la complejidad. Se razona que para hacer una determinada música hay que ser un virtuoso y haber estudiado, y otra distinta la puede hacerla prácticamente cualquiera que tenga unos conocimientos básicos. La técnica y el conocimiento es algo que hay que valorar sin duda, pero ponerlo como vara de medir para decir si una pieza vale o no, no cabe en el seso de nadie razonable, hay algo más, algo que nos asusta y que no somos capaces de definir. Bandas como Dark Forest, Elderwind y de un modo algo distinto Bathory, son con las que más he pensado en eso. No se trata de grupos que destaquen por la técnica salvo en la voz evidentemente y los teclados de Dark Forest, pero aún así mí éxtasis llega a niveles mucho más elevados con ellos que con otros grupos mucho más virtuosos… ¿Quién nos iba a decir que el talento podía estar horriblemente enfocado? A todos se nos ocurren evidencias clarísimas de que el talento en la ejecución o virtuosismo de por sí no llega a ninguna parte.

¿Cómo se define ese otro porcentaje que va más allá de la técnica? ¿Nos asustamos al dar una explicación? ¿Huiremos, o saldremos del paso usando mediocres metáforas? Que mágico es entonces el momento de quedarse callado ante ese interrogante… Aunque parezca que no he empezado a hablar del disco que nos trae aquí, llevo ya mucho rato hablando únicamente del “Aurora Borealis” ¿Qué lo hace tan bueno? Lo primero que pienso es el lograr una ambientación, introducirte en su gélida atmósfera del mismo modo que lo hicieron los enormes Immortal, Pues se trata de un disco para cerrar los ojos e imaginarte de rodillas en una helada noche de los fiordos observando la luna con una espada en la mano y escuchando a los lobos aullando. Que grandes fueron Immortal y Emperor consiguiendo hacer del Black metal algo que valiese millones dándole por fin algo de belleza.

Algunas bandas logran mezclar ambas cualidades y devienen así en lo mejor que hemos escuchado jamás, conociendo la técnica además de ese misterioso arte que se halla vete tu a saber donde en el universo de la creatividad. Se puede dar una respuesta mucho más precisa a nuestra pregunta conociendo la metafísica y la estética, sin embargo yo no puedo dar esa concisa respuesta que tampoco tendría nada definitiva, pues Dark Forest me ha hecho plantearme una pregunta para todos, que no puede responder nadie. Me lo pregunto cuando el teclado arranca en temas como la grandiosa “Under the Northern Fullmoon” o en esos épicos coros presentes en temas como “Wind and Waves” o “Northernstar”. Sin embargo dar una explicación no significa que esta sea la única, y eso sucede en todo… Lo que nadie os va a negar será la piel de gallina cuando este “novato” coge una guitarra acústica, el movimiento involuntario de vuestra cabeza cuando su batería da el inicio de un tema con paso atropellado, y sobre todo nadie os arrebatará las imágenes que surjan en vuestra cabeza. ¿Os sorprende que hable en singular de la banda? Es que David Parks es otro zumbado que decide tocar él solito todos los instrumentos a modo de Burzum, sin embargo, le pese a quien le pese y reconociendo que Vikernes es un genio, tiro mil veces antes por el Black metal propuesto por Dark Forest que por el suyo.

Mis grandes descubrimientos este verano fueron Elderwind y Dark Forest, y me sorprende la capacidad que tienen estas bandas para hacer “Albumes” joder. Y con eso me refiero a la capacidad de cohesionar bien un tema tras otro, no un seguido aleatorio de canciones como a menudo nos permiten odiar miles de bandas. Casi valoro el álbum como una única canción en ambos casos, una melodía que nos acompaña durante una hora… Que talento hay que tener para hacer un buen álbum con esa duración, generalmente suele quedar una horterada tremenda el hecho de alargar excesivamente un álbum, y los que igualan o superan la hora y siguen siendo valiendo la pena están únicamente al alcance de los más grandes… Y el Aurora es enorme.

Sigo pensando que este tipo de música es actualmente el único género que sigue dando de sí y que no lleva en falso la etiqueta de metal por interés propio. Si en 2006 aún se estrenaban bandas como esta, aún nos queda algo por ver. Pensar que tan recientemente han nacido tales bocanadas de aire fresco (En este caso, helado) es cuanto menos esperanzador. Preguntaos que es lo que hace tan increíble la música de trabajos como este, pero hacedlo tras haberlo escuchado sin pensar en absolutamente nada, pues al fin y al cabo, antes que nuestra respuesta está la orgía sensorial que produce esto en nuestros oídos.

Dije que el diez iba para este, y que Elderwind quedaba algo por detrás… Me equivoque sin duda. El verdadero diez es para el “The Magic of Nature”… Sin embargo mirad bien la nota que le pongo eh. Mirad, mirad…

Valoración: 9.5

Como necesito que nunca dejen de hacerse álbumes como este. Tremendamente recomendable para los amantes de lo épico y de la fantasía más desatada… Y también para todos los seguidores de la serie Vikings ;). De los mejores descubrimientos del último año

David Parks: Todos los instrumentos