The Cult - Choice of Weapon

Enviado por Astbury el Jue, 24/05/2012 - 07:40
634

1 Honey from a Knife
2 Elemental Light
3 The Wolf
4 Life > Death
5 For the Animals
6 Amnesia
7 Wilderness Now
8 Lucifer
9 A Pale Horse
10 This Night in the City Forever

Bonus Tracks Edición Especial

1 Every Man And Woman Is A Star
2 Embers
3 Until The Light Takes Us
4 Siberia

22 de mayo de 2012, el día ha llegado. Se paraliza el mundo. ¿Cual? El mío al menos jaja, y el de la cada vez menor -en cantidad- pero mayor -en fidelidad- familia Cultense.

Choice of Weapon es el nombre elegido para la 9va entrega de los británicos, tercera desde su increíble retorno con Beyond Good And Evil (2001). La nueva criatura fue producida inicialmente por Chris Gross (Kyuss, QOTSA), quien luego le cedió la posta al bueno de Bob Rock (Metallica, Motley Crue, Bon Jovi). Y es que al parecer la banda no estaba del todo conforme con el trabajo de Gross, motivo por el cual optaron por llamar luego a Bob Rock para finalizar el trabajo de producción (algo similar a lo sucedido en las sesiones pre-Electric, donde disconformes con el resultado obtenido con Steve Brown la banda acudió a Rick Rubin para encausar el rumbo de las grabaciones).

Productores al margen, lo que aquí tenemos son 10 nuevas canciones, 10 nuevas incógnitas respecto del estado actual de una de las bandas más talentosas, respetadas, inquietas e impredecibles de la escena rockera inglesa de los últimos 30 años. A develar entonces las dudas, misterios y temores entorno a esta nueva placa…

¿Será como dicen en muchos lados, un “regreso” al sonido de Sonic Temple o Electric? Jo jo (risa irónica), desde luego que no, no caigan en esa vieja trampa amigos portaleros. Eso nunca sucederá por más que uno lo desee. De hecho Choice of Weapon tiene, por sonido y/o atmósferas, mucho mayor parentesco con su preceder Born Into This, el homónimo The Cult, o inclusive Love, que con Sonic Temple y Electric. Pero como siempre digo, y nunca está demás repetir, toda nueva entrega del combo es única y distinta de las anteriores, para bien y para mal, con todo el riesgo e incertidumbre que ello conlleva.

¿Pero entonces el disco rockea o qué? Que sí, que si, que The Cult fue, es y será una banda de rock (a veces más goticona, otras más americanizada, psicodélica, alternativa, heavy o lo que les salga de los cojones según el caso). Y Choice of Weapon, a su (nueva) manera, y en varios momentos del mismo, nos hace sacudir la cabeza y mover los piecitos. Solo basta con darle play a la nueva ofrenda y esbozar una sonrisa de complicidad con la tenaz Honey from a Knife, sin dudas de lo mejor del lp, tema con mucha pegada, buen riff principal, interesante estribillo y excelente solo (corto pero efectivo, como casi todos los del disco), una pieza ideal para el directo. Si es que ya me le estoy imaginando en vivo y todo…

The Wolf (el tema más "CULT" de todo el disco), For The Animals, Amnesia, A Pale Horse y en menor medida Lucifer (¿¡quien carajo elige los adelantos en las bandas?!) son otras que dejan en evidencia que a estos cincuentones todavía les corre sangre rockera por las venas. De este pelotón disfruto mucho la energía que desprende el riff de Amnensia, las inconfundibles melodías solistas de Duffy en The Wolf (de esas que Billy compone hasta dormido ya), el climax rocanrollero del main riff de For The Animals (con pianito y todo), o el estribillo de Pale Horse (uno de los pocos temas, junto a The Wolf, Elemental Light, Honey -y alguna otra que se me escape- que goza de eso que solemos llamar “gancho”).

Y éste es uno de los aspectos en los cuales me gustaría detenerme un instante: Los estribillos o chorus (y pre-chorus) del disco. Ya que si en algo se nota y/o extraña a los Cult más clásicos, eso es en la falta de estribillos con mayor gancho y pegada. Después de todo estamos hablando de la misma gente que supo dar vida a himnos de la talla de She Sells Sanctuary, Rain, Fire Woman, Sweet Soul Sister, Love Removal Machine, Wild Flower y una larga lista de etcéteras. No tengo dudas que temas como For the Animals o Amnesia ganarían enteros con un estribillo un poco más dinámico y “entusiasta”, pero bueno, Astbury y Duffy han evolucionado y madurado (por más tediosas que suenen muchas veces estas palabras), y tienen hoy en día (y desde hace un tiempo ya) otra forma de componer que es esquiva casi por completo al hit radial, o la melodía simplona y efectista. Choice of Weapon es así por elección, eso lo tengo bien en claro.

¿Y el resto del disco que onda? Pues nos quedan aún 4 tracks por degustar, todas baladas y/o medios tiempos por cierto, lo cual, e independientemente de la calidad de las mismas, se me antoja un poco mucho para un disco de 10 canciones y para una banda de “rock”. A mi modo de ver son éstas las principales “culpables” de que el álbum nunca termine de tomar el vuelo que muchas veces insinúa. Pero vayamos por partes, que no todas merecen ir a parar a la misma bolsa.

Elemental Light, la primera de ellas, es a su vez la mejor de este pelotón, donde The Cult nos encandila con su faceta más mística, espiritual y demás características que ya conocemos del combo, y más precisamente de su frontman Ian Astbury, con todo ese rollo gurú chamanista tan propio de él. La vos de Ian se percibe impecable (al menos en estudio), con la madurez propia de los años claro, pero intacta en su calidez y color tan particular, y las guitarras de Duffy nos llegan cargadas de feeling. Tema con magia y mística, para no dejarlo pasar si andas con ganas de darle una probadita al disco.

Life > Death me recuerda un poco a Holy Mountain de su anterior Born Into This, sobre todo por ese aspecto introvertido y melanco que no es precisamente la faceta que más me guste de los británicos, pero ahí está para quien desee testearla. O quizás haya sido simplemente una cuestión de inspiración, ya que sin ser muy diferente (aunque el resultado final si lo es), Wilderness Now se me antoja mucho más interesante y lograda, un tema con más miga, con más encanto vaya. Luego de varias probadas, puedo afirmar que Wilderness se trata de otra delicatessen más que esconde Choice of Weapon. Me la quedo, conmovedora de principio a fin.

Por último nos queda This Night in the City Forever, otra pieza corta mambo, y que sin ser una mala canción, se trata al menos de una rara elección para cerrar el álbum. Una relajada bajada de telón donde destacan las atmosferas grisáceas, la añejada vos de Astbury y un sutil bucle de bajo que hace de complemento perfecto a los variados arreglos de guitarra de Duffy. Aprovecho este párrafo para reivindicar la excelente base rítmica compuesta Chris Wyse (bajo) y el ex Testament y White Zombie John Tempesta (batería), soberbios en todo el disco (dentro del rol que les dejan, que es el de “segundones”), completamente asentidísimos en el seno de la banda (de hecho se trata del segundo disco consecutivo con el mismo line-up, todo un record para The Cult,) y simplemente apabullantes en directo.

Para quienes gustan de las comparaciones, y dejando por razones obvias la añorada e irrepetible etapa clásica de lado, hay que decir que Choice of Weapon no solo que no le llega ni a los talones a Beyond Good and Evil (algo logicamente esperable teniendo en cuenta lo alta que quedó la vara luego de la mega entrega del año 2001), sino también que se encuentra un escalón por debajo del anterior Born Into This (al menos para mi, y al menos por ahora).

Disco cumplidor en definitiva (lo cual no es poco decir en los tiempos que corren). Y que crece, crece y crece con cada nueva escucha.

3 cuernos altos (4 bajos tal vez con el paso del tiempo) para la más reciente y ¿definitiva? entrega de THE CULT.

7.5 Astburys

Ian Astbury: Vocals
Billy Duffy: Guitars
Chris Wyse: Bass
John Tempesta: Drums

Sello
Cooking Vinyl