Black Sabbath - Mob rules

Enviado por Onán el Vie, 28/03/2008 - 14:20
11

1 Turn Up the Night – 3:42
2 Voodoo – 4:32
3 The Sign of the Southern Cross – 7:46
4 E5150 – 2:54
5 The Mob Rules – 3:14
6 Country Girl – 4:02
7 Slipping Away – 3:45
8 Falling Off the Edge of the World – 5:02
9 Over and Over – 5:28

Si a uno le gustó mucho Heaven and hell, es de cajón tirarse a la yugular de Mob rules que, aunque menos conocido, es el único otro disco de estudio que grabaron las bestias pardas de Black Sabbath con Dio y bajo la producción de Martin Birch. Eso sí, con la baja importante del batería original Bill Ward, que fue reemplazado por Winnie Appice (hermano menor del brutal Carmine Appice; vaya familia, no tienen un áppice de torpes). El nuevo batería se acopló al grupo a las mil maravillas, tocando muy apropiadamente "por Black Sabath" gracias en parte al sonido acústico y calentito que le brindó Birch a sus porrazos. Cuando más adelante Dio formó su propia banda, llevándose con él a Appice, éste mostró unas maneras mucho más metaleras y lo hizo también la mar de bien; parece un tipo bastante elástico.

Como todo disco adulto de este pedazo de grupo, Mob rules es de digestión agradable y lenta, como una buena sopa con un dedo de grasa regada con un Gran Reserva. En principio un poco más ligero que el disco anterior, arranca con la alegre Turn up the night, un tanto repetitiva, continúa con el single Vodoo... y hasta aquí la inyección de energía positiva y más o menos básica. Agarremos un buen bol de palomitas, que empieza la película con la solemne (y larga) The sign of the southern cross, pedazo de tema que da para untar dos barras de pan. Bueno, vale ya de metáforas gastronómicas. Sí decir que en la intro de esta canción Dio muestra una faceta creo que atípica, o al menos para mí poco conocida: resulta que tiene el andoba (cuando quiere) una voz aterciopelada para cantar baladas, o para cantar suavecito en general, que se sale por los cuatro costados. Joer con Dio, cuando descubra una cosa que no haga perfectamente daré fe, lo juro.

Continúa el viaje abisal y solemne con la misteriosa instrumental E5150 que, aparte de dejarle a uno un poco rallado, tiene ciertas ínfulas satanistas: el título es nada menos que un anagrama de la palabra evil, usando los números romanos. Hay que ver lo que se aburren algunos, me digo, aunque siempre me quité el gorro ante la genial simpleza capicúa del título del siguiente disco en directo, Live evil (no así ante el disco propiamente dicho, que se me hizo un poco bodrio, con un Dio viéndose forzado a cantar, fuera de registro, el repertorio de Ozzy).

Surgimos de nuevo a la luz con el riff ensordecedor de The mob rules, sobre el cual se clava de nuevo la voz de Dio en su formato más enérgico y ambiguo, ese vozarrón preñado a la vez de furia y de alegría que te pone de pie con cada sílaba que emite. Continúa el chaparrón con Country girl y Slipping away, ambas de sonido y ambiente muy típico de Sabbath, con sus riffs oscuros y a la vez vacilones, y como fin de fiestas la furiosa Falling off the edge of the world y, cómo no, un buen ladrillo para acabar con esa sensación mística y plena a la que ya nos tenían mal acostumbrados: Over and over. Cuando acaba, se queda uno extasiado, dejando salir un hilo de baba y repitiendo eternamente over and over, and over, and over, etc. Y que alguien te pellizque, si puede ser.

Otra gran aventura de los superhéroes de Black Sabbath, en definitiva. Buenísimo, cuasi imprescindible.

Ronnie James Dio – vocals
Tony Iommi – guitar
Geezer Butler – bass guitar
Vinny Appice – drums
Geoff Nicholls – keyboards

Sello
Vertigo