Belladonna - 03

Enviado por Hawkmoon el Dom, 05/02/2012 - 21:59
2113

1. Never Safe
2. Can't Erase It
3. Movin' On
4. Rejecting You
5. Live Up To You
6. One By One
7. Crimes Of Passion
8. Never Let You Down
9. Not Buyin
10. How's It Gonna Be
11. Free Me

Tercera intentona de Joey Belladonna, ex-voceras de los Anthrax en su versión más icónica, trás "Belladonna" y "Spells of Fear", dos trabajos que fueron ignorados totalmente por la parroquia metálica. Aquella que años antes, ante la pureza descontrolada del Metal descacharrante de los 'Thrax y su eterno "Among the Living", amaron a Joey por encima de muchos.

Joey, quién ya no era nadie a ojos del fandom, quería resurgir de las cenizas, volver a calzarse su gorra, sus tejanos y su brazalete metálico. Ya no iba a ser al frente de Anthrax (aún), pero él solo, con la ayuda de un buen colega, el ex-Maddax Matt Zuber, quién se haría cargo de las guitarras y de los bajos, iba a volver a lanzarnos un mensaje: "No estoy muerto. Solamente descansaba". Es hora de levantarse, Joey. O todos, por siempre, te olvidaremos. Joey se atreve con la batería, además. Es hora de demostrar lo aprendido de Benante. Venga, lánzate Injun! Haz que Ian vuelva a mirarte. Que te eche de menos.

"Never Safe", el primer track, suena como a material de los primeros noventa. Thrash-Heavy megadulcificado, unas guitarras límpias, aunque con cierta garra, buena leña solista, una batería certera y un Joey que luce bien, que sigue con nivel. Eso sí, la onda nos deja frios. En pleno 2003, momento en el que se edita "03", la canción no nos dice nada. Nos hace pasar un buen rato, eso sí. Pero poco más. Una década tarde, Joey. O dos.

"Can't Erase It", "Movin' On" (leña con ínfula Speed), "Rejecting You" (un buen puntapié), "Live Up to You" (otra que pone la directa), "One by One" (baladita de turno, que engancha, que tiene su alma) y "Crimes of Passion" (de vuelta al buen cabalgar) ponen de manifiesto que Joey apuesta por la tralla. Bebe de muchos lugares, sazona el invento con Heavy dulzón, Speed casposete, Thrash de segunda, Groove, y deja que parte de la esencia de los Anthrax que él hizo grandes, se manifieste. Eso sí, levemente. Muy levemente. La producción, algo cruda, le da un aire maquetero al invento, de demo. Lo que no opaca el mensaje final. Quizás, la cierta crudeza, el cierto polvo que pulula por el invento, juegue a favor del sonido de Belladonna y su "03". Con un sonido así, los errores no se palpan tanto. Todo es un embudo, un ente común, un trueno. Un trueno metálico. Joey quiere desatar una tormenta. Pero no consigue ni que llueva. Eso sí, hay empeño, hay ganas y movemos el cabezón. Tan mal no le ha salido la movida. Muy vista, con mucho sabor añejo, demasiado anclada en el pasado, sin una personalidad definida. Pero con ganas, repito. Joey quiere gustar. Quiere volver a ser un metalero de pro. Un buen paso. No de gigante, claro. Pero menos da una piedra. Joey vuelve al sendero del headbanger. Se acabaron los inventos. El reino del Metal le reclama. Y él, como el indio guerrero que es, acude a la llamada, a lomos de su caballo (Zuber, imagino), con su arco y sus flechas. Pintura de guerra y garganta preparada.

"Never Let You Down" es una ida de olla total. Está claro que todo lo anterior no ha sido la bíblia del género, pues en semanas, en dias, en horas, la movida ya no nos importará, no pensaremos más en ella. Pero ahora, joder, la cosa suena a híbrido entre serial de los ochentas y parodia de una banda de Metal. El tema me da una grima tremenda. Qué picores, joder. Una mierda de tema. Así de claro.

"Not Buyin" (con poso groovielón) y "How's It Gonna Be" nos dejan ante "Free Me", que juega a ser oscurota, arenosa, misteriosa, lasciva. Parece un mal calco de Tool en una movida a lo "Sober", que acaba ganando músculo, que parece que quiere subir de nivelón, calentarnos más, hacernos hervir la sangre...y lo acaba consiguiendo. Un tema que va de menos a más, que te acaba sorprendiendo, que te acaba molando, leñes. La onda tiene garra, tiene cierto encanto, tiene partes en las que tu pierna derecha parece la de un Paul Bostaph en plena entrega, el estribillo te acaba enganchando y, joder, el guitarreo, aún simplón y más visto que las tetas de Sabrina, te hace mover el cabezón. Han cumplido. No se han matado, no lo han puesto todo sobre la mesa, pero han entregado un decente disquete de Heavy Metal.

Joey, a dos años de volver a Anthrax, calienta motores ante su audiencia de siempre.

3 cuernos (medios) para un disco decentillo.

Para uno de esos dias en los que tengas nada que hacer. Y para completistas del tito Joey, claro.

Joey Belladonna: Voz y batería
Matt Zuber: Guitarra y bajo