Aria Inferno - The Absinthe episodes

Enviado por Alexrock el Lun, 21/01/2013 - 21:00
2814

1. Revenant (Returned from afterlife)
2. The staring serpent
3. Harmonie du soir
4. Elevation
5. Autumm chant (In a world beyond)
6. Sed non satiate
7. Confession and duellum
8. The swan (Strange and divine)

Como me gusta la música bien hecha y qué gozada es descubrir, de repente, a un grupazo como el que hoy nos ocupa. Aria Inferno son el grupazo, y el discazo “The absinthe episodes”, metal progresivo un tanto sinfónico con mucha fuerza y calidad.

En realidad, Aria Inferno, jienenses, son viejos conocidos del panorama metálico español, ya que nacen a partir de las cenizas de los “powerianos” Moonlight Fear, pues tres de los componentes de esta, Fran Suárez, Víctor de la Chica y Txus Suárez son los que fundan a la primera y “fichan” para su proyecto a Juanra Cobo y David Ortal, editando ya en 2012 este buenísimo “The absinthe episodes”, contado para las líneas vocales con el brasileño Gus Monsanto (quien ha trabajado en bandas como Adagio o, sobre todo con la banda de Timo Tolki, Revolution Reinassance) y con Agustín Martínez de Anima Adversa.

Cabe referir que la temática del disco versa sobre la figura del poeta francés Charles Baudelaire, autor de “Las flores del mal” o “Los paraísos artificiales”, y que fue tachado en su época de autor maldito por llevar una vida llena de desenfreno, lujuria y excesos.

En apenas tres cuartos de hora nos regalan una sonoridad, una música y una clase merecedora de más de un halago; y es que estos señores realizan un trabajo instrumental de diez, apoyados en una base rítmica soberbia, unos arreglos por parte de David Ortel realmente acertados y claro, siendo que la voz de Gus Monsanto es un seguro de vida, nos encontramos con un grandísimo disco de heavy metal progresivo en el que además podemos encontrar algún ramalazo thrash y algún vestigio más oscuro, con algunas voces guturales que realmente llenan cualquier espacio del pentagrama.

“Revenant” abre el disco con unos riffs técnicos apoyados en una sólida batería, ejercicios corales y unas guitarras realmente potentes que finalmente son coronadas por Gus (algo debe tener cuando el tío Tolki lo eligió para su proyecto). A continuación “The staring serpent” es contundente, con un inicio bastante thrash metal, aunque pronto se funde con un magistral teclado que le da un toque definitivamente “poweriano”, aunque Gus ya juega con algún gutural que le da más profundidad al tema, apoyado en un bajo maestro y, en medio de todo ello un solo de Hammond setentero que quita el hipo. Temazo, tal vez el mejor del álbum.

“Harmonie du soir” con un inicio sabiamente orquestado, con una base muy pesada que desemboca en unos guturales rasgados muy convincentes, cambios de ritmo que se intercalan con las voces más limpias de Gus. Sin solución de continuidad se viene a la cabeza “Elevation”, instrumental de apenas un minuto que conecta directamente con la balada del disco, “Autumm Chant”, donde colabora el cantante de Anima Adversa Agus Martínez. Se trata de un buen tema, con un inicio a cargo de una guitarra acústica muy bella y en la que los dos vocalistas se lucen de un modo particular, sobresaliendo también el magnífico solo de guitarra que incluye.

Vuelven los derroteros mas heavies con “Sed non Satiata” con Gus cantando de una forma bestial un tema que, por otra parte sigue los mismo derroteros que el resto de temas, una buena base rítmica, toques progresivos, cambios de ritmo y orquestaciones sinuosas que embellecen todos los temas.

“Confessions and Duellum” es otra instrumental en el que la banda pone a disposción del oyente todos sus recursos, recargando el tema de contratiempos, cambios de ritmo y solos que demuestran lo gran instrumentistas que son Aria Inferno.

Por último, “The swan”, tema largo (mas de once minutos) en el que, de nuevo muestran toda su magia, con un final con fraseos de guitarras que poco a poco van diluyendo el tema hasta que, lastimosamente, una guitarra a lo lejos se despide y nos deja sumidos en el más absoluto silencio. Y digo lastimosamente porque el disco se hace incluso un poco corto, lo que sin duda es una buena señal.

En resumidas cuentas, un muy buen disco de los de Úbeda (Jaén), con alguna reminiscencia a lo último que elaboraron con Moonlight Fear, con mucha fuerza y mejor dominio de los instrumentos. Siendo su primer trabajo en estudio, no quiero pensar de lo que serán capaces de hacer con la experiencia que dan los años, y ensayos.

Gus Monsanto: Voz
Fran Suárez: Guitarra
Juanra Cobo: Guitarra
Víctor de la Chica: Bajo
Txus Suárez: Batería
David Ortel: Teclados y orquestaciones

Sello
A world beyond Records