Acheron - Rebirth: Metamorphosing Into Godhood

Enviado por Hawkmoon el Mié, 14/03/2012 - 21:36
2406

1. Chaos Invocation (Intro)
2. Church of One
3. Xomaly
4. Bow Before Me
5. The Kindred
6. A Long Time Ago
7. Golgotha's Truth
8. Betrayed (A Broken Pact)
9. The 9th Gate

Acheron, el combo de culto deather de Vincent Crowley (notas hipermega-satánico, coleguita, en su tiempo, del mismísimo Anton LaVey), creadores de movidas como "Rites of the Black Mass", "Hail Victory" o "Lex Talionis", material realmente cañerete y oscurote-pegador, siempre han apostado por el puro y duro arrase a la hora de parir su blasfemo y riffero material.

Ondas paridas en el averno, cocidas a fuego lento, entrenadas para ser mortales y disparadas contra tu inocentón careto de gili. Death luciferiano, chato. Tonterias, claro, las justas. No se juega con los seguidores del tipo rojo. Si adoran a un tio que da un miedo de cojones (nunca entenderé eso de adorar al mendas que te torturará por toda la eternidad) fijo que su música irá a la par.

"Rebirth: Metamorphosing Into Godhood", el continuador a "Those Who Had Risen", que cuenta con una portada espectacular, realmente currada, en plan sangriento-sexy, a lo peli de la Hammer setentera (con sus monjes chungos incluidos y su buenorra-tetorra pariendo al mismísimo mesías de lo chungote), viene a convertirte, a hacer que caigas bajo su hechizo. Ríndete, abraza al maligno y vive. O dátelas de héroe y muere aplastado por el primer puto riff que escupan los americanos. Tú eliges: una vida de tortura metálica (y, quizás, con alguna demonia de buen ver pegándose una buena fiesta contigo) o desaparecer ahora mismo. Hecho pedazos y sin ni oir una nota. La elección es fácil.

Bienvenido a la aventura 2003 de Acheron. Hoy nace el jodido anticristo, chato. Y serás testigo, en primera linea. Agárrate a la silla, el suelo se abrirá en breve, todo apestará a azufre. Es buena señal, tranquilo. Quiere decir que ya llega.

"Chaos Invocation", intro satánico-malrollera, y que recuerda a la jodida intro del "Decade of Agression", impulsa a "Church of One" para que sea el primer tema en reventarnos los timpanos, en alcanzar nuestra alma y dejarnos más secos que la mojama. Joder, me río del mago malo del "Mortal Kombat", Shang-Tsung. Acheron te tocan y te pudren. Pura maldad, irradiada a través de la cólera guitarrero-bateríl, muy visceral, muy directa, con un Crowley asesino a nivel vocal, mega-cañero, muy sólido, hostil totalmente. , Morbid Angel, Death, Obituary...pura dinamita. Grandes nombres me vienen a la mente al darle a la movida. Por algo será. Se nota de dónde proceden Acheron.

"Xomaly" demuestra que el seis cuerdas, Michael Estes, es todo un crack, la caliente y armada hasta los dientes "Bow Before Me" y la veloz y corpulenta "The Kindred", las tres con la banda al máximo, te crujen, hermano. Puro Death made in Florida, con su poso groovie noventón, pero sin olvidarse del buen chirrío de guitarras y las cuerdas vocales cavernosas.

La intro "A Long Time Ago" nos pone en bandeja "Golgotha's Truth", vacilante y cabalgadora, más groovie que ninguna, que respira fuego y caga magma. Onda Morbid Angel, tan caótica y deliciosa como la del tito Trey, con ese sello entre místico y apabullante, entre mágico y maligno, astral, pero que no olvida el sacudirte bien duro. Track masacrador, poco innovador, pero imposible el resistirse a mover el cabezón de principio a final.

"Betrayed" (A Broken Pact), doomie y sabbathiana a rabiar, que acaba subiendo de graduación y pasa de ser una cerveza a un puto stroh (y con tabasco), y "The 9th Gate", track de despedida, que se pasa algo con el minutaje aunque también acaba siendo certera, nos dejan entre extasiados y ensangrentados. De tanto puñetazo uno no sabe al final si está de lado, boca abajo o colgando. Death muerde-cojones, martilleante, quizás desfasado (venden la misma moto que Obituary en 1992), pero que cumple, que muerde, que te arranca tu buena porción de carne. Total, que dejan cicatriz. Y fea. Unos cabrones. Deathers y satánicos. La madre que los parió. No se puede ser más malo, hehehe.

4 cuernos (bajos) para "Rebirth: Metamorphosing Into Godhood".

Sacrílego, vacilón y merienda-moñas. Una buena apuesta.

Vincent Crowley: Voz y bajo
Michael Estes: Guitarra
Kyle Severn: Batería

Sello
Black Lotus